jueves, 26 de junio de 2008

Nada más lógico

La Junta de Andalucía, del PSOE, encarga la Ley de Dignidad ante el Proceso de la Muerte a un cura y a un médico. Leo aquí: "La ponencia ha sido redactada por Pablo Simón, doctor en medicina, experto en Bioética y miembro del Comité Nacional de Ética; y Francisco Alarcos, sacerdote, doctor en Teología y director del Centro de Estudios Teológicos-Pastorales de Guadix (Granada)". Nada más lógico que un cura, claro, para legislar sobre estos temas. Y mucho más tratándose una comunidad gobernada por el PSOE.

No hay comentarios: